Esperando junto a los campos de batalla. Buitre leonado (Gyps fulvus). Parque de Monfragüe, Cáceres. 2-4-2017

http://natusfera.gbif.es/observations/31531

No consigue ser un animal simpático quizá porque acude a los vertederos a comer de nuestros restos y allí, junto a las gaviotas y los milanos negros rebusca entre las basuras. Cuando a veces, se interna en las ciudades y sobrevuela majestuoso nuestros rascacielos se le captura de inmediato y se le devuelve a las afueras. Lo pilotos apenas anotan incidentes en vuelo si uno de ellos se ha metido en las turbinas del avión. Es capaz de volar a una altura mayor que el monte Everest y en Zimbabue, un ornitólogo observó cómo en los campos de batalla, esperaban posados junto a las cercas que delimitaban los terrenos plagados de minas. Los buitres observaban a  las gacelas descuidadas que atravesaban las alambradas de púas y entonces, se abalanzaban sobre su comida ya despedazada. 
TextoColaboración. Maribel Orgaz 

Comentarios